5 errores inconscientes que los padres comenten con los hijos.

La educación de unos padres es con lo único con lo que cuenta una persona para enfrentar este mundo, porque son las experiencias de niño las que lo capacitan para enfrentar este mundo de un modo u otro. Si bien no se puede educar de manera perfecta, por lo menos hay algunas cosas que no deben pasarse por alto y ayudará al hombre del futuro. Si bien el niño debe de concentrarse en jugar, también se le debería dar espacio para desarrollar ciertas habilidades que le van a servir el resto de la vida, y que de no tenerlas, les va arruinar su vida y les hará muy infeliz.

1. Hacerle todo le quita la capacidad de esforzarse.

El cuerpo tiene memoria, durante los primeros años la mente y el cuerpo se forman los hábitos con los que de manera automática se enfrentarán las situaciones por el resto de la vida. Si la mente infantil no ha grabado esa capacidad de esfuerzo, entonces ya cuando adulto tratará de hacer las cosas, pero simplemente no tendrá fuerzas para hacerlo; el subconsciente lo traicionará con mil excusas para no hacer las cosas que no le gustan, y este es el origen de la procrastinación. Los padres quieren lo mejor para sus hijos, no quieren que sufran, y por no querer ver un berrinche del niño, ni verlos tristes, entonces se dejan manipular. Inspirar lastima es una de las primeras estrategias de manipulación que hasta un niño usa. Por otra parte el niño con una mente inconsciente acerca de la vida, sus peligros, sus injusticias, lo único que quiere es divertirse, ¿Quién no?. Si el niño logra triunfar con estos trucos; entonces como es lo único que sabe hacer para lograr las cosas, cuando sea adulto hará los mismos trucos, solo que con mayores niveles de sofisticación. Esto me hace acordar de un experimento en el que hicieron unas pruebas con unos niños en las que les prometían “dos” caramelos, si resistían por 10 minutos la tentación de comerse “un” caramelo que tenían enfrente. El resultado es que años más tardes los que resistieron la tentación se convirtieron en personas de éxito, mientras que los que no, eran personas con menores ingresos y problemas de sobrepeso. El niño debe tener grabado en su mente el esfuerzo, que si quiere lograr ciertas cosas debe de hacer sacrificios, aguantarse ciertas cosas incomodas. Debe de enseñarle el orden de las cosas, primero esfuerzo y luego recompensa, primero la tarea y luego los juegos. Como ya lo hable en mi artículo: “5 mecanismos para motivar la mente”. Debe de premiar al niño las cosas buenas que hace, porque esto le dará motivación. ¿Quieres algo?, lucha por ello, hazlo por ti mismo, y no esperes de los demás lo hagan. Gran parte de los problemas de este mundo, es que muchos esperan demasiado de los demás, pero no hacen nada por sí mismos. Un hombre sin capacidad de lucha ni de esfuerzo en este vida, esta perdido.

2. Protegerle demasiado le quita iniciativa y capacidad de reacción.

La iniciativa es una de las principales cualidades que puede tener una persona, porque el mundo y la vida es algo demasiado grande e impredecible, y si no sabe reaccionar ante nuevas situaciones, entonces las situaciones se lo van a devorar. Los padres temen por la seguridad de sus hijos, y por eso los protegen de todo, los protegen de las amistades, de salir, de hacer cosas, de sufrir. No se trata de abandonar al niño a su suerte, sino de asegurarse que las cosas que va a enfrentar las pueda superar con sus propias fuerzas, y asegurarse de que no va estar en situaciones que le puedan superar. No es lo mismo cuidarlo de que un mayor de edad se lo robe o abuse de él, a cuidarle de un problema con un compañerito de escuela. Lo primero lo supera, y lo segundo está dentro de su capacidad de solución y en ese caso si deberíamos dejarlo que aprenda y supere por sí mismo su conflicto. Involucre al niño en diferentes actividades deportivas y musicales, dele la oportunidad de que conozca nuevos amigos, nuevos lugares, nuevas situaciones. No le prohíba amigos, si no que ubíquelo en situaciones donde conozca más personas interesantes. No lo aparte del miedo, si no que enséñele a superar el miedo, acompáñelo cuando sea necesario. Un hombre sin iniciativa y sin capacidad de reacción ante nuevas situaciones, la vida le resultará más difícil de lo que es.

3. No enseñarle acerca del poder y de las consecuencias.

Las capacidades de éxito y de sobrevivir en este mundo por parte de un perdedor son bien pocas. Las personas sin poder, sin influencias, sin talentos, generalmente deben vivir según lo que dictan todos a su alrededor, vivirá dominado, esclavizado, utilizado y victimas del bullying. Por lo tanto a los niños hay que ensañarles a tener contacto con el poder, y luego enseñarle sus consecuencias, porque no hay nada más peligroso para la sociedad, que quienes abusan del poder. Cuando alguien tiene acceso al poder, no sentirá necesidad de vicios, y será una persona segura libre de vacíos, por lo menos si lo empieza a sentir de niño. Para tener poder, hay que enseñarle a ser un ganador, un líder. Enséñele lo importante de hacer las cosas bien, de terminar lo que empezó, de cumplir su palabra, de hacerlo rápido. Todos estos valores lo llevarán al éxito. También es importante a que pruebe la amarga derrota, de que hay cosas que hay que dejarlas ir, porque esto le enseñará a no ser obsesivo, lo cual lo puede volver peligroso. Para que pruebe la derrota, debe de aprender a decirle que no, y a hacerle inalcanzable cosas que quiere por puro capricho e inmadurez, o que simplemente no está preparado para tener. Hay que enseñarle que hay límites que no se deben sobrepasar. Una vez tu hijo empiece a mostrarle el camino del éxito, el poder y la influencia, deberá cada vez permitirle que tome sus propias decisiones, y hacer que enfrente las consecuencias de sus propios actos tanto para bien como para mal. Si el niño lastimo a alguien no trate de exculpar a su hijo, si daño algo, entonces que con su esfuerzo pague el daño causado. Una persona que no es capaz de acumular poder, que no es capaz de influenciar, siempre estará haciendo lo que no le gusta.

4. Imponer autoridad por temor, y también el no inspirar respeto.

La autoridad en todos los aspectos es importante, sin autoridad las personas pasan límites, y cuando los limites se sobrepasan, las cosas no volverán a ser igual. En la mente de un niño no hay espacio para pensar en consecuencias, y muchas veces lo que los mantiene en sus límites es el solo respeto a sus padres. La mejor manera de que un niño te respete es cumplir tus promesas tanto para bien o para mal, si le dijiste que si no hacia las tareas no ibas a llevarlo al paseo, entonces eso deberá ser así, mientras que si te dejas manipular, no te tendrá respeto. Otra forma de lograr el respeto es que tus hijos te admiren. Cuando falta el respeto y la admiración, lo niños gritan y hacen lo que quieran. Y cuando no te respetan a ti, no respetan a las demás personas, ni tampoco a las leyes, lo cual lo llevará a provocar más problemas de los que son capaces de solucionar. El ser amigo de los hijos es la mejor manera de asegurarse de que no te van a ocultar cosas. Cuando te ocultan cosas por temor, te enteras de lo que sucede cuando ya es demasiado tarde. La mejor manera de ser amigos de tus hijos, es no armar dramas, cantaletas, escándalos, que no llevan a nada, ni tampoco recriminar todo lo que hace. Un amigo en quien confiar lo más obscuros secretos, es alguien que escucha, con el que no se siente vergüenza. Por eso cuando un hijo te cuenta algo, no armes un escándalo, simplemente hazle consciente de las consecuencias, y ayúdale a asumirlas. La mejor manera de que esa amistad no sobrepase los límites de la autoridad, es hacerlo entrar en contacto con las consecuencias sin ser pesado. Hay que tener en cuenta de que debes respetar mucho a tus hijos, el hecho de que sean pequeños y nacieron de ti, no quiere decir que son objetos para manipular, para hacer lo que no pudiste, no son tus esclavos. Eso implica el mismo respeto para con cualquier ser humano, es decir, no gritar, no golpear, aprender a cumplirle las promesas, y no abusar de su buena fe. Si quieres que te respeten, aprende a respetar. Una persona que no sabe respetar, estará involucrada en mucho conflictos que perjudican su vida.

5. No enseñarles el valor del sentido común, la reflexión y también el de la creencia.

No es conveniente que un niño enfrente este mundo a partir de preconceptos por ti impuestos. Cuando tú le impones puntos de vista, aprenderá a ver las cosas de un solo modo, lo cual lo alejará de otras formas de ver la realidad, de otras soluciones. Es importante eso sí, alejarlo del fanatismo y de la necesidad de imponer sus puntos de vista a los demás, ya que será una persona que habla más de lo que escucha, y por tanto nunca aprenderá nada nuevo. Cuando necesita saber algo, ponlo en contacto con los diversos conocimientos, para que al verlos de distintas maneras pueda sacar unas conclusiones más completas. Aparte de ayudarlo a ser un tipo racional, inteligente y con sentido común, debes aprender a llevarlo por el camino de la fe, fe en sí mismo, en los demás y en el universo. Cuando una persona solo confía en lo que ve, entonces puede ser engañado por el condicionamiento de los sentidos, y cuando se vea encerrado en una situación, no será capaz de salir de allí, porque se sentirá superado. La persona que cree, es capaz de supera límites que sus ojos le dicen y que la razón confirma de que son insuperables. Para despertar ese sentimiento de creencia la persona debe aprender a aceptar que hay cosas que no es capaz de entender, de que le superan, y que hay cosas que pueden suceder. De esto ya hable en mi artículo: “La fácil que es desarrollar un orgullo intelectual y espiritual”. Aparte de ser fuerte, una persona debe ser inteligente, ya que solo la inteligencia y la sabiduría es el único bien que no puede ser quitado por un hombre. Si en algún momento lo pierdes todo, entonces con tu inteligencia te recuperarás, mientras que si solo cuentas con las cosas materiales que tienes, entonces cuando pierdas algo, lo perderás todo. Enseña a tus hijos a cultivar la inteligencia, ya que será el mejor valor que tienen para enfrentar el mundo. De eso hable en mi artículo: “7 habilidades relacionadas con la inteligencia que debemos desarrollar” Una persona sin la suficiente agudeza mental, no encontrará las salidas aunque estén enfrente de él.

La Difícil labor de ser padre.

Aparte de las responsabilidades de los padres, debemos decir también que una persona que dedica parte de su tiempo, parte de su dinero, en pro de educar y criar a otra persona es por eso hecho digno de admiración. Son grandes los sacrificios que un padre hace por sus hijos durante muchísimos años, y por mucho que sean los errores de los padres, el solo hecho de ayudarle a nacer y a crecer, es una deuda que no se termina de pagar. Muchos culpan de sus tristezas a sus padres, y no alcanzan a imaginar los sacrificios de estos, y que aparte de ser padres, también son seres humanos, con las mismas dudas, los mismos errores que cualquiera, los mismos problemas de educación que pudieron recibir de sus padres, y con los mismos sueños que una vez dejaron de lado para dedicarse a una familia. Foto vía: R. Halfpaap

Opt In Image
La superación personal es la capacidad para ubicarse en el lugar y las situaciones que quiere vivir. Aprende:
  • Fijar metas realistas.
  • Vencer la pereza y enfocarte.
  • Cultivar voluntad y concentración.
  • Fortalecer autoestima y confianza.
  • El uso de la mente a favor.

Tagged under:

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.