5 situaciones comunes que producen estrés y como transformarlas.

El estrés es algo muy común, que forma parte de nuestra vida y lo hemos aprendido a aceptar como algo normal, como si no hiciera daño; pero no debe de ser así. En este artículo vamos a hablar de algunas situaciones que comunes que representan estrés y que debemos hacer para que no nos afecten. Una vez entendido esto podemos superar otro tipo de situaciones.

1- Miedo de los rumores y a que le juzguen.

El miedo al qué dirán es algo completamente normal, debido a que nuestro posicionamiento dentro de un grupo social depende de lo que se diga de nosotros. El problema surge cuando la mayoría de nuestras acciones no tienen vía libre debido a que alguien las pueda cuestionar, entonces esa cohibición nos produce estrés. Uno no debería sentirse estresado por personas que no tienen ninguna influencia en nuestra vida, al fin y al cabo muchos hablan muchas cosas a diario, hablar es muy fácil, y si hacemos caso a cuanto se dice, entonces no podríamos hacer nuestra propia vida.  Que los demás digan lo que quieran, lo importante es medir hasta qué punto lo que otros dicen pueden realmente afectar nuestra vida.

Cuando se tiene confianza en sí mismo, eso se transmite a los demás y esto influye en la manera que nos perciben, o aprueban nuestros actos.  Es esa inseguridad acerca de cómo actuamos lo que los demás perciben y por ello es que les dé pie para cuestionarnos. Cultive la seguridad en sí mismo a través de trazarse proyectos, y luego superarlos. No hay nada que dé más confianza que los triunfos personales.

2- El temor a perder algo o a alguien.

El temor a la pérdida también es algo natural, ya que siempre generamos un vínculo y formamos una vida alrededor de dicho vinculo, que si se pierde nos vuelve un caos todo nuestro mundo. La mejor forma de ser feliz con lo que nos rodea, es no basar nuestra vida en lo que nos rodea.  Genera más conflicto cuando alguien basa su vida en otros, que cuando otros basan su vida en alguien. No sea tan débil como para que toda su vida dependa de alguien, mejor sea lo suficientemente fuerte y admirable como para que otros dependan de usted.  ¿Y porque otros deberían basar su vida en ti?, ¿qué tienes de especial?, si no tienes nada de especial, entonces hazte especial, prepara la mejor receta de ti mismo, convierte en algo valioso, porque y si no siempre estarás detrás de la fila, escondido de todos tus miedos.

3- Estrés producido por miedo a situaciones desconocidas.

Otro temor muy común es respecto a las acciones y reacciones de algo que no conocemos.  No sabemos en qué medida lo desconocido puede generarnos un potencial daño. En este caso debemos aprender a separar lo conocido y lo desconocido, de tal manera que lo uno no afecte a lo otro. Igual a como sucede en la vida, si uno no se mete con nadie, entonces nadie se suele meter con uno. Del mismo modo, si usted no se mete con lo desconocido, lo desconocido no se meterá con usted.  Lo desconocido son aspectos no explorados de cualquier cosa, sea en su personalidad, en la sociedad, y en la vida misma.  Algo no puede afectarle en tanto usted no se involucre en ello. Sea fuerte y logre armonía con lo que tiene ahora, y eso será su fuerza y su punto de apoyo ante lo desconocido que pueda venir más adelante.

Día a día avanzamos hacia lo desconocido, lo importante es avanzar con calma y no tomar porciones que vea que no es capaz de manejar.  Ante cualquier situación siempre hay una frontera en la que desde lejos se ve que hay más allá, si se siente con confianza avance, y si no, entonces permanezca en su lugar hasta que tenga más confianza.  Si algo le es por completo desconocido entonces no lo aborde, y concéntrese en lo que tiene. Con esta actitud su mente aprenderá a concentrarse en las cosas que conoce, y frente  a lo desconocido, ya no sentirá tanto temor.

4- El estrés que nace de situaciones que no puede controlar.

A veces en la vida sucede que nos hemos involucrado en cosas que no somos capaces de manejar, ya sea porque nos dio pena decir que no, o porque quisimos arriesgarnos, o porque fuimos a donde no debimos haber ido. Las palabras claves para la solución, son desprendimiento y enfoque. Si hay algo que no puede controlar, que lo está haciendo perder, suéltelo.  Si hay una relación que lo está arruinando emocionalmente, entonces abandónele.  Si hay un amigo que le hace daño, entonces corte todo contacto. Si la situación del país le genera estrés, entonces no vea las noticias, etc. Lo importante es que usted se desconecta emocional, física y mentalmente de cualquier cosa que le esté haciendo daño. Usted no puede tener estrés respecto algo que no tiene contacto.

Respecto a las cosas que deben ser enfrentadas hasta el final y que le están produciendo estrés, entonces aprenda a enfocar su mente, no trate de solucionar varias cosas a la vez, elija lo más urgente, y si no, elija al azar, aprenda a centrarse en una cosa y olvídese de lo demás sin importar consecuencias. Solo por este medio, podrá superar cosas. Cambie la actitud frente a la vida, a veces se gana y se pierde, no puedes ganarlas todas. Quien aprende a perder, estará preparado para ganar.

5. Necesidades no satisfechas.

Finalmente hablemos de ese stress que nace de cosas que no hemos podido lograr. Este es bien difícil de superar, ya que queremos disfrutar de todas las cosas que queremos al instante, todo al mismo tiempo. En este aspecto es importante madurar la mente, ya que no somos niños chiquitos, que arman berrinche porque no logro algo. Debemos estar claros que para lograr unas cosas hay que abandonar otras, que las cosas toman tiempo para lograrlas, que todo exige un esfuerzo.  Sin esta claridad mental se sufre mucho, ya que la persona anda frustrada por la vida, debido a lo que pudo haber sido, o a lo que no ha podido lograr.  La mejor forma de transformar en nuestro pensamiento cuando esta alborotado por situaciones no satisfechas, es manteniendo esa claridad de que todo tiene un precio, todo toma un tiempo, y que usted ahora está dedicado a otras cosas.

Es importante que día a día usted cultive un bien, un patrimonio, un don, una cualidad, que en algún momento lo pueda acercar a sus deseos. Sin esto, la sensación de incertidumbre y frustración por no lograr lo que quiere, le generará mucho estrés. Mejor que dinero, consiga talento, aprenda algo, tome una disciplina básica. Porque el dinero te lo pueden robar, pero no el talento.

Foto vía: Lisa Widerberg

Tagged under: