5 cosas que te estancan y 5 acciones que te quitan voluntad y poder.

La vida se mide por los resultados, más allá de todo lo que tu pienses de ti, lo que finalmente habla de ti son tus logros. Entonces muchos se creen inteligentes y luego su vida es un caos, entonces no es inteligente. Muchos se creen importantes y el mundo no sabe de sus grandes obras, entonces no es tan importante, muchos creen tener la razón respecto a cosas que piensan de la vida, pero su vida está llena de problemas, entonces no tienen la razón.

En el fondo de todo esto están los hechos, y eso se compone en tu capacidad de hacer y en la energía que tienes para lograrlo. De las cosas que te impiden ser una persona de hechos y acumular fuerza para lograrlos, es de lo que hablaremos hoy.

5 cosas que estancan tu vida.

1. No terminar lo que empieza

Eso lo sabe todo el mundo, pero no se toma con la suficiente seriedad. Les he comentado que las cosas que hacemos varias veces pasan al subconsciente para hacerlas sin que nos demos de cuenta. El dejar las cosas a medias se vuelve un estilo de vida, algo plenamente normal, entonces las personas inician un proyecto y al cierto tiempo abandona. Luego pasados los años, mira su vida y no ha logrado nada, porque las cosas empezadas no cuentan.

¿Cuántos proyectos dejaste empezados, cuantas dietas no terminaste, cuantos cursos abandonaste?

2. Dedicarse a cosas que no lo llevan a ninguna parte.

Los proyectos fatuos y poco importantes lo único que te dejan es cansancio. Correcto, puedes dedicar toda tu vida a coleccionar cometas, a fotografiar arcoíris. Si te gusta, entonces estás en tu derecho, están bien como pasatiempo. El problema es cuando te consumen la mayor parte de tu tiempo, y tu vida se llena de estas cosas, porque no tienen la suficiente fuerza para sostenerte. Entonces tu vida es como un edificio sostenido con cañas de pescar, se derrumba en cualquier momento. Debes aprender a elegir cosas que tengan el poder de sostener tu vida, proyectos grandes e importantes.

¿Qué cosas realmente importantes con resultados visibles y que transforma tu vida has hecho en los últimos años?

3. La fantasía.

La mente suele escapar muy fácilmente de la realidad. Es decir, la realidad puede ser dura, la realidad suele ser aburrida, y vivir en la fantasía da cierto placer. No está mal de vez en cuando, el problema es cuando persigues fantasías. Fantaseas con que todos en tu trabajo reconozcan lo bueno que eres, o que la chica de al lado te besa, lo que harías con el dinero de la lotería. Lentamente dedicas más tiempo a pensar en ello, y esto influencia tus actos. Me explico, si fantaseas mucho con la lotería, entonces te pones a mirar cosas que harías con ese dinero, si fantaseas mucho con la chica de al lado, empiezas a dedicar largo tiempo a mirar sus perfiles sociales, y finalmente buscas lecturas de fantasías. Eso no está mal si es un objetivo concreto y está acompañado de un plan de acción, pero y si no, es solo fantasía.

¿En cuántas cosas irreales vives pensando que no eres capaz de transformar en hechos?

4. Cultivar conocimiento equivocado y la percepción errada de las cosas.

He escrito muchas veces en el blog, acerca de que no hay nada más duro que la verdad. El hecho es que la verdad al ser algo tan duro, no queremos conocerla, y por eso andamos en búsqueda del conocimiento errado, que nos haga evadir esa verdad, buscamos conocimiento que nos confirme nuestras creencias, que niegue las cosas que no creemos o nos hace daño, que evite mostrarnos nuestros errores. Ese conocimiento equivocado afecta nuestras acciones. Enfrentas la vida con ideas erradas y la vida se vuelve un cumulo de cosas desacertadas.

¿Qué parte de ese conocimiento que sabes, es autocomplaciente?, y ¿que parte de ese conocimiento tiene la capacidad de transformar tu vida realmente?

5. La falta de trabajo.

Tu puedes pensar todo lo que quieras, pero son solo los actos los que crean las cosas. Te explico la diferencia entre imaginación y hechos. Imaginación: Orar por los niños pobres (yo creo en el poder de la oración). Hecho: Escoger un niño sin hogar y dar crianza. Imaginación: Creer que eres muy inteligente por unas teorías que crees que son buenas. Hecho: Plasmar una idea revolucionaria que mejora la calidad de vida de las personas y te lo agradecen.

Hay muchas cosas que crees en tu imaginación, pero al mirar tu vida pocas son realidad. ¿Qué has hecho por mejorar tus problemas de comunicación?, ¿Qué solución real aplicaste para solucionar tus deudas?, ¿de qué forma real estas ayudando al medio ambiente?

5 acciones que te quitan voluntad y poder.

Tenemos entonces los problemas por los que nuestra vida no progresa y en el fondo de ello esta nuestra falta de voluntad para hacer las cosas. La voluntad y el poder es una de las cosas más difíciles de cultivar y más fácil de perder. Veamos cuales son las causas.

1. Buscar la aprobación y la atención de los demás.

El estar pendiente de que alguien esté de acuerdo con lo que tú haces, es darle demasiada fuerza a la otra persona. Más grave aún es cuando quieres complacerlos a todos. Entonces toda tu fuerza se va hacia ellos, y te queda muy poco de poder personal. Fuerte es aquel que logra, que muchos busquen la aprobación de él, y no al contrario. Hay varios devoradores de energía en este punto. Esta el caso de la persona que con su enojo hace que otros hagan lo que el pide, o la mujer fatal que roba la mirada de muchos a quienes mira con indiferencia.

Si eres capaz de ser indiferente ante las acciones de otros para sumir tu voluntad, y además hacer que sean los otros los que sean sumidos por ti, entonces tendrás fuerza extra para conseguir lo que te propongas. Las personas que someten otras voluntades suelen ser más exitosos. No necesariamente someter voluntades de mala manera, como por ejemplo ser un líder que ayuda a otros.

2. Obedecer órdenes, preguntar mucho.

Muchos cuando se habla de que no hay que obedecer órdenes, entonces ya se las quieren dar de libres, de rebeldes. Como si la libertad fuera algo que se logra con pensar. No hay nada más difícil en este mundo que lograr la libertad, se puede llevar vidas enteras lograrla, así que por mucho tiempo es adecuado obedecer. El problema en hacer lo que otros dicen, es que la mayoría del tiempo haces lo que no te gusta o todo tu esfuerzo va hacia otros. Muchos todavía somos niños respecto a la vida, y con nuestro pensamiento inmaduro, necesitamos guía.

El problema está en quedarse en ese punto. El pedir permiso, el preguntar mucho, el pedir favores, está bien en un principio, pero luego debes superarlo rápidamente y avanzar a otro estado, donde eres independiente y tomas tus decisiones. Aunque debo ser claro que quizás eso sea en las próximas dos vidas, y no en esta. Hay que entender cuándo.

3. La actitud de víctima va a acabar contigo.

Es que son injustos conmigo, es que el gobierno siempre nos roba, es que los jefes no valoran mi trabajo. Crear una separatibidad, en donde hay una gente con poder y tu estas al otro lado sufriendo sus atropellos. Esta actitud te debilita enormemente poniéndote a ti a merced de los demás, que deciden qué hacer con tu vida. ¿Quiénes son los demás?, pues gente con las mismas capacidades tuyas, que se equivocan igual que tu; pero que no pasaron su vida lamentándose, y esperando cosas de los demás.

Si quieres superarte en la vida, tienes que dejar esa actitud de ternero de matadero. Debes crear una actitud de depredador y no de víctima. No queriendo decir que te vuelvas mala persona que aplastas y manipulas a otros, sino aprender a luchar por tus derechos de manera inteligente.

4. Tener muchas opciones o contar con lo que no se tiene.

Las cosas que se hacen a medias, es como si no se hicieran. Es como cuando compras un producto de mala calidad, y a la semana se ha dañado, es como si no hubieras comprado nada. Hacer cada cosa en este mundo es tan difícil, y muchos de nosotros abordamos varios proyectos a medias, por el ladito. Entonces trabajas a medias, estudias a medias, cultivas relaciones a medias, y así mejor no hagas nada. Cuando abordes algo, hazlo con ganas, hazlo para ser el mejor, hazlo como si fuera lo único, entonces harás algo valioso con lo cual podrás cambiar tu vida. Una vez logrado algo, concéntrate en otro proyecto, y no te quedes estancado ahí.

Por otra parte, tenemos el tema del azar y cosas como los juegos de lotería, en lo cual no tienes control sobre lo que te va suceder, y esto disminuye tu voluntad y capacidad de acción. Tenemos por otro lado, la adivinación, créanme que se dé lo efectivo de los métodos de adivinación (por lo menos yo sé leer medianamente bien la mano y el tarot), pero no los uso para no dejar que algo predisponga mi estado de ánimo y amarre mis decisiones.

5. Filosofías, personas y culturas derrotistas.

Lo he dicho en muchos de mis artículos, somos lo que pensamos y pensamos según lo que alimenta nuestra mente. Eres lo que haces, haces según piensas. Piensas según te educó la cultura, tus padres, y según las nuevas cosas que aprendes. Quieres aprender cosas nuevas que se adaptan a los preconceptos con que creciste. El que creció en un ambiente y con padres de mentalidad pobre busca aprender filosofías que justifican la pobreza. El que sufrió de abusos y manipulación, busca filosofías que lo siguen manipulando. Muy pocas veces hay un valiente que se atreva a aprender cosas contrarias a sus creencias.

El hecho es que hay filosofías, lecturas, programas de televisión, música que te debilita tu voluntad. A mí por lo menos me encanta la salsa, el vallenato, pero sus letras suelen debilitar la voluntad, así que la escucho de paso. Hay ciertas películas de terror y dramas, que son muy buenos para ver, pero debilitan voluntad, así que como para mirar de vez en cuando. Y la razón por la que debilitan la voluntad, es por las neuronas espejo, que suele imitar lo que ven. Así que no hay que aislarse por completo, porque pierdes el sentido de la realidad, pero hay cosas que no hay que dedicarse mucho a ello. Y mucho menos cuando se trata de filosofías.

Foto vía: Alba Soler

Opt In Image
La superación personal es la capacidad para ubicarse en el lugar y las situaciones que quiere vivir. Aprende:
  • Fijar metas realistas.
  • Vencer la pereza y enfocarte.
  • Cultivar voluntad y concentración.
  • Fortalecer autoestima y confianza.
  • El uso de la mente a favor.

Tagged under: